fbpx

CÓMO SOPORTAR UN VUELO DE LARGA DISTANCIA

22 agosto, 2017
Viajes

Los vuelos muchas veces suponen la parte económica más potente de un viaje y, también, el motivo por el que llegamos descontrolados a ese nuevo destino, y os lo dice alguien flojo de oídos al que más de una vez cierto vuelo le ha dado algún que otro susto, por no hablar del ya famoso jet lag. El problema llega cuando la agonía se alarga durante tantas horas que aplicar estos 6 consejos para sobrellevar un vuelo largo se convierte en una solución de lo más necesaria.

No tomes alcohol

Está comprobado que tomar alcohol horas antes o durante un vuelo fomenta el efecto del jet lag al deshidratar aún más el cuerpo, principal factor producido por la descompensación de horarios al volar de un destino a otro en cuestión de horas. Procura dejarte los cocktails para el minibar del hotel y bebe agua, mucha agua.

Viaja cómodo

Si estás pensando en ponerte tus pantalones más ceñidos o tus tacones de Nochevieja para volar de España a Japón mejor opta por quedarte en casa. Un vuelo conlleva soportar una misma posición durante horas o  no dormir en ocasiones, motivos que incitan a estar cómodos con la situación, motivo por el que deberás optar por ropa cómoda como pantalones deportivos o camisetas holgadas.

No te olvides de los complementos

Existe un pequeño universo de complementos a la hora de viajar en avión: almohadas especiales, antifaces, mantitas, envases de champú mini, etc. . .  y sí, debes hacerte con todos ellos a fin de hacer tu travesía mucho más cómoda. Házte con todos ellos y asegúrate de tener un buen viaje sin comenzar con problemas en las aduanas ni proseguir con una torticolis monumental que no te hará ningún bien para cuando llegues a tu nuevo destino.

Tapones para los oídos

La importancia de cuidarse los oídos cuando volamos está algo infravalorada. El problema llega cuando un cambio de presión brusco ante un aterrizaje más rápido nos lleva a colocarnos los dedos en los oídos y maldecir el momento en el que olvidamos los tapones en el botiquín. Y os lo dice alguien al que un mal aterrizaje condenó a una otitis de caballo seguido de un tinnitus no menos agradable.

Tu momento

Muchas veces no apreciamos la importancia de ese momento en el que podemos permitirnos no hacer nada: ni trabajar, ni limpiar, ni siquiera (y esto es lo más paradójico) ponernos a trazar una ruta para ver los monumentos de rigor. Viajar en avión supone un tiempo para ti que puedes utilizar para para leer ese libro que nunca tenías tiempo de terminar, oír tu último disco favorito o incluso pintar mandalas en un libro.

Haz ejercicios de yoga para respiración

No, no es necesario que hagas la postura del arado desde tu asiento en el avión, pero sí existen varios ejercicios de yoga que pueden trasladarse a una cabina de avión, especialmente aquellos que tiene que ver con los pies o el cuello. A su vez, también puedes utilizar música relajante para realizar ejercicios de meditación, respirar profundamente y así ayudarte a dormir si lo de conciliar el sueño en los aviones no va mucho contigo.

Escrito por: Alberto Piernas. / Fotos: Pinterest.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *